Entre los residuos generados en las granjas de explotación intensiva de ganado porcino destaca el purín, una mezcla de las deyecciones líquidas y sólidas del ganado que presentan una elevada carga orgánica, que se traduce en un incremento significativo en la concentración de residuos generados que pueden afecar a los suelos, aguas y, por lo tanto, deben ser tratados y exigen un tratamiento adecuado para evitar daños sanitarios y ambientales.

La empresa Agua, Energía y Medio Ambiente Servicios Integrales S.L. (AEMA) gracias a su amplia experiencia en la gestión Integral del agua, y de acuerdo con su política medioambiental y de sostenibilidad, puso en marcha en el año 2009, como respuesta a esta situación, un proyecto de Investigación para el tratamiento específico de este tipo de vertidos. Dicho proyecto se ha llevado a cabo en las instalaciones que posee la cooperativa Sancho del Río en Narros de Cuella (Segovia).

En él se ha desarrollado un proceso para el tratamiento integral del purín bruto. Éste se basa en un sistema de separación de fracción sólida para su posterior gestión y el tratamiento biológico de la fracción líquida restante, debido a los positivos resultados obtenidos durante el proyecto (rendimiento de eliminación de nitrógeno amoniacal y DBO5 superiores al 99%), la empresa Sancho del Río decidió ejecutar una planta real para la depuración de sus purines, según la configuración que había sido desarrollada durante el mismo.

Actualmente la planta se encuentra en funcionamiento, dando unos resultados que mejoran incluso los obtenidos durante el pilotaje.

Agua, Energía y Medio Ambiente, Servicios Integrales, es una empresa que Integra Investigación e Innovación, e incorpora las últimas tecnologías a su cartera de productos; elementos diferenciales con respecto a su competencia, y que le permiten gestionar más de 300 plantas de tratamiento de aguas, en toda la geografía nacional.